ARA San Juan: la Armada cierra el sumario interno y convocan a una junta de expertos por la reparación de otro submarino

ARA San Juan: Informes técnicos descartarían problemas con la reparación de media vida

Los peritos navales están redactando la etapa final del sumario con las imágenes del buque hundido; a fin de mes el Ministerio de Defensa armará una comisión para evaluar cuál submarino se repara pero descarta la compra de una embarcación.

Dos novedades de relevancia llegarán en los próximos días desde el plano militar: la Armada está a punto de cerrar el sumario interno sobre las hipotéticas causas que generaron el hundimiento del ARA Santa Juan y, para fin de mes, el Ministerio de Defensa convocó a una junta de expertos para evaluar todas todas las alternativas posibles para que la Argentina avance con la reparación de un submarino para su flota militar.
Fuentes calificadas de la Casa Rosada, del Ministerio de Defensa y el Estado Mayor Conjunto coincidieron ante Infobae en que “hay firmes intenciones del presidente Mauricio Macri de darle una respuesta las Fuerzas Armadas después de lo que fue el flagelo del ARA San Juan que se cobró 44 vidas”.
En la búsqueda de esas respuestas, desde la Armada se está redactando la “fase final” del sumario interno que determinará las responsabilidades y causas del hundimiento del ARA San Juan. Los peritos navales están haciendo un estudio detallado de las fotografías que tomó la empresa Ocean Infinity al descubrir el submarino a 900 metros de profundidad.
Se estima que con el análisis de esas imágenes los especialistas pueden determinar una eventual pericia que termine de cerrar la investigación interna. A la vez, se realizará en lo inmediato una prueba hidráulica en la Universidad Tecnológica Nacional y los peritos navales de la Armada para evaluar el impacto real del submarino de acuerdo a las imágenes recibidas.
De esta manera, el estudio técnico de los peritos completará el sumario de la Armada que se elevará inmediatamente a la jueza de Caleta Olivia para que ese trabajo se incorpore en la causa judicial.
“Las imágenes y el informe final de los peritos determinará errores técnicos y humanos que ya se han detectado tanto en el submarino como en el comando en tierra”, dijo un encumbrado militar de la Armada.
En los informes preliminares del sumario que adelantó Infobae en los últimos meses se habían determinado fallas en las medidas de control y supervisión ante el eventual peligro para la tripulación y la Unidad Naval, causando además, presumiblemente, por esa falta de control y supervisión de las autoridades navales, la pérdida de contacto definitiva con el submarino ARA San Juan.
Así, el sumario realizado hasta ahora por la Armada determinará las responsabilidades que le caben a los oficiales superiores que estaban a cargo de la navegación y las tareas encomendadas al submarino desaparecido el 15 de noviembre pasado con sus 44 tripulantes a bordo.
Hace más de un mes se supo que la Armada sostuvo en su informe que la “disposición concluyente del sumario” del sumario avalado por el Estado Mayor General de la Armada y refrendado por el entonces titular de esa fuerza, Almirante Marcelo Srur, indica que el ARA San Juan zarpó de la Base Naval de Mar del Plata con “deficiencias técnicas y operativas que lo limitaban”, por ejemplo, a no descender a más de 100 metros de profundidad cuando, en un estado normal, podría realizar una inmersión de hasta 350 metros.
Los dos tripulantes que desembarcaron del ARA San Juan en Ushuaia, Juan Gabriel Viana y Humberto René Vilte, admitieron que el submarino había tenido desperfectos en sus itinerarios previos. Esto incluía un problema en el snorkel, por donde ingresaba agua; que algunos paneles de baterías habían quedado fuera de servicio por esta situación y que la nave perdía aceite. También aseguraron que el buque “tuvo un fallo grave previo a la desaparición”.
Las imágenes aportadas por Ocean Infinity que ahora incorporarán los peritos navales al sumario con una lectura específica completarán toda esta información y podrán dar más detalles técnicos a la jueza Yañez.

Reparación en estudio

En paralelo a esto, el ministro de Defensa Oscar Aguad y la viceministra Paola Di Chiaro empezaron a sondear en los últimos días a marinos y expertos navales con un objetivo bien definido: antes de fin de mayo convocarán a una junta de expertos para empezar a evaluar los diferentes caminos posibles para que la Armada argentina vuelva a tener un submarino activo.
La junta de expertos estará conformada, en principio, por submarinistas de la Armada, especialistas del astillero Tandanor y no se descarta la posibilidad de alguna opinión de ingenieros navales extranjeros.
De hecho, la semana que viene llegará a la Argentina una delegación de la companía holandesa Damen Shipyard Group, una de las más importantes del mundo en materia naval. Los directivos de esta empresa se reunirán con Di Chiaro para evaluar las condiciones de los submarinos Santa Fe, el Salta y Santa Cruz de la Armada que se encuentran en reparación desde hace varios años.
Los especialistas en temas navales coinciden en que por razones presupuestarias, la idea inicial que empezó a rodar en el Ministerio de Defensa y en el astillero Tandanor es que se ponga en marcha el proceso de reparación de media vida del ARA Santa Cruz por un simple motivo: es el camino menos costoso y más rápido para que la Argentina vuelva a tener un submarino.
El sábado, el contraalmirante Daniel Abbondanza, Director General de Organización y Doctrina de la Armada dijo a Infobae que la Argentina necesita comprar un submarino de las mismas características del ARA San Juan.
Sin embargo, allegados al ministro Aguad descartaron de plano la posibilidad de que la Argentina pueda comprar un submarino. “Tenemos un orden de prioridades a nivel país y a nivel Fuerzas Armadas y hoy no está en la medida de nuestro alcance comprar un submarino sino reparar lo que ya tenemos. Está descartada la idea de la compra por más que le guste a la Armada. Es simple: no hay recursos para ello”, dijo tajante un funcionario de acceso directo al despacho del Ministro de Defensa.
De esta manera, tanto en el Estado Mayor Conjunto como en el Ministerio de Defensa y entre los directivos de Tandanor persiste la idea coincidente desde que se encontró el ARA San Juan a 900 metros de profundidad en que la Argentina deberá poner en marcha un plan de reparación de los submarinos que ya existen. Esto es lo que evaluará la junta de expertos que será convocada.
La Armada argentina ya no cuenta con un submarino en mar mientras que la mayoría de los países de la región tienen este tipo de embarcaciones de efecto disuasivo y estrategia táctica. De hecho, los militares de Brasil cuentan con 5 submarinos, Chile con 4, Perú tiene 6 y Colombia 2.
Expertos navales de Tandanor explicaron que el ARA Santa Cruz tiene las mismas carcaterísticas que el San Juan: son de clase TR 1.700 y su poder de despliegue en el mar es el mismo. Y la reparación de este buque rondaría los 20 millones de dólares según consignaron a Infobae en Tandanor, en el Ministerio de Defensa y en la Armada.
El Ministerio de Defensa acaba de vender unos terrenos de los militares por USD 70 millones por lo que se prevé que parte de ese monto irá a parar a la reparación de un submarino.
Ya se gastaron en los últimos cuatro años unos 250 millones de pesos en parte de la reparación del ARA Santa Cruz y lo que resta por hacer es ínfimo en comparación a otra alternativa viable en términos económicos.
Comprar un submarino nuevo a otro país resulta impensado hoy para el Gobierno ya que esto requeriría de no menos de 250 millones de dólares. Ya hubo países como Alemania, Estados Unidos y Francia que ofrecieron vender a la Argentina un submarino. Pero no hubo respuestas ni fondos.
En tanto, reparar por completo el ARA Santa Fe le costaría al Estado USD 200 millones. Hoy no se podría avanzar con este trabajo de reparación del Santa Fe ya que se requeriría además de ayuda externa.
Hay también en el Ministerio de Defensa una idea de reparar el ARA Salta. Aunque se trata de una embarcación de menor envergadura y su costo de reparación sería más elevado.
“Reparar el ARA Salta sería un error más en la cadena de errores en pos de recuperar una capacidad submarina perdida en el año 2013. Ya no es problema de fierros sino de adiestramiento y experiencia de los tripulantes”, admitió ante Infobae un experto naval que es muy escuchado en la Armada.
Para este ingeniero naval al ARA Salta se lo puede reparar pero va a salir más caro que el Santa Cruz aunque es un submarino de 15 años más de antigüedad que el Santa Cruz , con la mitad de la capacidad , sin sensores ni sistemas de control”.
Lo más relevante todo esto es que la Argentina está sufriendo una obsolescencia del material, falta de modernización o reemplazos y que hay una pérdida real de experiencia y adiestramiento progresivo que hace que tus estandares de seguridad y operación bajen lenta y sigilosamente sin darte cuenta. Así lo admiten tanto en la Armada como especialistas en el tema.
Desde el Ministerio de Defensa aseguran que los submarinistas que hoy tiene la Armada siguen en etapa de adiestramiento en Perú o Colombia. Pero lo cierto es que desde hace mucho tiempo que la Argentina perdió terreno en materia de defensa naval y también perdió la Armada capacidad presupuestaria y de capacitación permanente de su personal.


Edición:

Comentarios Facebook

Notas relacionadas

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.