Patovica es filmado inmovilizando a una mujer en un punto corporal vital

Patovica es filmado inmovilizando a una mujer en un punto corporal vital

POR EL VIDEO QUE LO MUESTRA PRESIONANDO POR VARIOS SEGUNDOS LA ZONA TRAQUEAL DE UNA JOVEN MUJER, PODRIA SER IMPUTADO DE INTENTO DE HOMICIDIO.

La condena. Campos fue condenado por los delitos de violación de domicilio, amenazas y daños, en agosto del año pasado. Dijo que lo había hecho protegiendo a su hija, autojustificándose tal como lo hizo ayer en sus redes sociales, en donde responsabilizó de lo ocurrido a la joven que expulsó del boliche bailable, no sin antes maltratarla.

Se trata de Nestor José Campos, personal de seguridad del boliche El Náutico.  Fue filmado cuando echaba de las instalaciones a una joven a la que inmovilizó  presionándole la zona anterior del cuello.  Redoblando su cobardía, luego la arrojó al piso ante la anuencia de otros patovicas, inclusive el de una mujer a la que se la vé apropiarse del teléfono celular de la chica.  En agosto de 2019 Campos había sido condenado por violación de domicilio, amenazas y daños.

 El domingo 19 de enero amaneció con las redes sociales recalentadas por la difusión de un video grabado con un teléfono celular por un concurrente al boliche bailable El Náutico, ubicado en calle Belgrano casi Maipú.  Alex Soto refirió que un amigo suyo había logrado captar el momento en el que uno de los integrantes del staff de patovicas del local nocturno, identificado como Nestor José Campos, expulsa del establecimiento – escoltado por otros custodias –  a una joven mujer a la que somete a la inmovilidad mediante la presión de la zona anterior del cuello,  punto sensible del cuerpo cuya presión o golpe puede causar la muerte. A la joven, Daiana Abril Marcovecchio, de 30 años de edad,  se la ve callada, casi entregada mientras Campos mantiene los  dedos sobre su tráquea, antes de caer hacia delante, empujada cobardemente por el patovica. Increíblemente, otros custodios acompañan a Campos sin intervenir y por el contrario, una mujer que viste el mismo uniforme que el agresor, se apropia del teléfono celular de la chica después de levantarlo del suelo e ingresa tranquilamente al local.

¿Quién es Nestor José Campos?

 Néstor José Campos, quien gusta autodenominarse en su cuenta de Facebook como “Nesthor”, en un juego de palabras con Thor, el dios mitológico del trueno, al que se lo asociaba – paradójicamente  – con la protección de los jóvenes, tuvo hace algunos años un pequeño gimnasio en la calle Além, denominado “Nestor Gym”. Luego de cerrarlo comenzó a realizar tareas de seguridad hasta que el año pasado, en agosto, cuando fue condenado por el Tribunal Correccional del Distrito Judicial Sur por el delito de violación de domicilio, amenazas y daños en flagrancia.  Pese a esos antecedentes continuó ejerciendo funciones en el rubro seguridad e inclusive formó parte del equipo que custodió a Gustavo Melella y a Mónica Urquiza en el acto de asunción que tuvo lugar el  pasado 17 de diciembre en el microestadio “Cochocho” Vargas. Campos se presenta como integrante del Movimiento Popular Fueguino, de allí la proximidad con Urquiza, partido del que no se conoció ningún tipo de postura con respecto a lo obrado por su afiliado, en caso de que lo que él dice sobre su filiación política, sea cierto.                                               El sujeto sobre el que podría pesar una causa por intento de homicidio, por usar técnicas de inmovilización que pueden derivar en la muerte, salió a responder en sus redes sociales, autojustificando su proceder y dando a entender que su víctima, a la que identificó con sus dos nombres y apellido, hubiera sido la responsable del trato que le propinó.


Edición:
Diario Prensa
Noticias de:  Ushuaia – Tolhuin – Río grande
y toda Tierra del Fuego.

http://www.diarioprensa.com.ar

 

 

 

 

 

Comentarios Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.